Frusín, Marcelo

Entrevista realizada en el Salón del cómic de Barcelona de 2005

¿Quién es Marcelo Frusín?

¿En el sentido profesional... Buff me da vergüenza definirme. Mejor algo más específico para comenzar..... Soy un apasionado del dibujo, me gusta el cómic y la pintura. Siempre estoy tratando de contar las cosas y muchas veces no se puede, así que estos años me he dedicado más al cómic, que es un trabajo al fin y al cabo. Siempre me dedico a todo de una forma apasionada, trato de adueñarme en el buen sentido de lo que hago, imprimirle mi propia manera de ver, mi gusto, que viene del cine, de la fotografía, de las bellas artes, de lo que me gusta en la historieta. Gran parte de mi vida está dedicada al trabajo, que afortunadamente es menos trabajo y más pasión 

¿Cómo comenzaste en esto de los cómics?

Bueno... de chico mi vieja me dijo que dibujaba bien, yo era chico y le creí, después los compañeros de escuela me fueron pidiendo dibujitos y así ya de principio yo decía que quería ser dibujante. En la etapa de adolescente se me cruzó una revista argentina, Fierro, con una portada de Moebius, ante la que yo dije: ¿Qué es esto? ¿quién es este tipo?, empecé a buscar números y ahí empezó la pasión. Busqué un lugar donde aprender, lo encontré en Bellas Artes, al menos al principio, ya que lo dejé en tercer año, ya que a partir de entonces ya derivaba hacía las artes plásticas y yo ya había comenzado a trabajar como asistente y ya me acercaba al mundo profesional. Empecé a hacer mis primeros trabajos en la revista Columba, con la mala suerte de coincidir con la crisis económica argentina, así que tuve que salir del país para trabajar, empezando con Italia, donde estuve tres años.

¿Con quién trabajaste en Italia?

Allí trabajé con Roberto Dal` Pra, en la revista Intrépido, en una serie que iba sobre la serie rusa y transcurría en Moscú. Después de eso probé en Estados Unidos, primero en Marvel, con X Men Unlimited, y enseguida comencé en Vértigo, que me gustaba mucho más por acercarse más al cómica europeo. Primero empecé con unas historias cortas, después me dieron un libro de Hellblazer, que le gustó mucho al editor de por aquel entonces, que era Ángel Alonso, que me ha dado mucho apoyo y me acabó pasando a la serie mensual de Hellblazer. Y bueno, cinco años con Hellblazer y ahora estoy preparando una serie nueva con Azzarello, que fue mi primer guionista en la serie y que me parece un fantástico escritor. La historia que preparamos es un western, que es un género que me encanta, al estilo de las películas de Sergio Leone, además incluso podré hacer yo mismo las portadas, de lo que estoy muy contento.

Ángel Alonso es una figura que como editor os ha aportado mucho a los dibujantes ¿no te hizo una propuesta para irte con él cuando se fue a Marvel?

Si, si que me hico una oferta. Y lo pensé mucho, porque le aprecio mucho, pero yo tenía también relaciones muy fuertes con Vértigo y con el nuevo editor, además el proyecto del que os he hablado ya estaba en marcha así, que.... De todas formas volveré a trabajar con él en el futuro, seguro.

Has estado con Azzarello, ¿con quien más trabajaste en Hellblazer?

Trabajé otra etapa con Mike Carey.

Qué pasa con Azzarello, que os gusta tanto a los que trabajáis en género negro? ¿y, por cierto ¿Hay alguna razón por la cual le gusta tanto trabajar con autores argentinos?

No lo sé, supongo que tiene que ver también con la etapa de Alonso como editor. Allí nos encontramos un poco todos. Si, se da la casualidad de que a Brian también le gusta trabajar con Eduardo (Risso), pero no sé si es una decisión meditada o una coincidencia.

El proyecto al que te referías antes en Loveless ¿qué nos puedes avanzar de él?

Loveless es un proyecto como mínimo para tres años y si la serie anda bien podría seguir para adelante.

¿Has colaborado en las historias?

Bueno en el trabajo con Brian nos damos bastante libertad, él me deja incorporar ideas, que suelen ser bien recibidas, tengo mucho espacio para disponer los encuadres como yo quiero, lo cual me permite hacer mía la historia en cierto modo. La serie transcurre al final de la Guerra de Secesión, tiene un toque spaguetti western, que nos encanta a Brian y a mi. Será una serie mensual sobre un matrimonio que se ve afectado por la guerra... Tampoco te puedo adelantar mucho porque ni siquiera yo lo sé.... Brian es muy misterioso sobre lo que va a pasar en la serie. La acción transcurre en el terreno ocupado por el ejército de la Unión y trata los temas que surgen en una zona bajo ocupación militar

¿Te ves trabajando fuera de Vértigo? ¿En el terreno superheroico por ejemplo?

He tenido ofertas de DC, de Marvel y otras editoriales para hacer superhéroes. Me gusta el género, pero me gusta más el estilo de Vértigo, las historias y sobre todo la forma de trabajar. Además estoy bajo un contrato en exclusiva con DC, que recientemente he renovado por tres años, pero tampoco cierro la puerta a esta posibilidad.

¿Que diferencia ves a la hora de trabajar con Mike Carey o Brian Azzarello?

Yo lo que he percibido es que a lo mejor Brian se centraba más en las historias, mientras que Mike Carey tomó más en cuenta lo que querían los lectores, dio más importancia a Constatine y la historia cobró un cariz más mágico, con más acción y aventura. Los fans querían a John Constantine, lo cual no quiere decir que en la etapa de Brian no hubiera buenas ventas, él tiene un grupo de incondicionales que compran todo lo que escribe.

¿Qué opinas de Constantine, la película?

Fui a verla sin demasiadas expectativas... y la verdad es que me gustó. Hay un cierto tratamiento al estilo Hollywood, que no me gusta, pero en general está bastante alejado de los clichés y hay personajes muy interesantes, como el diablo o ese ángel, me gustó la fotografía, el vestuario y me gustó que incluyeran escenas fuertes. Me encantó por ejemplo ese comienzo con el atropello del personaje mejicano. Me resultó simpática, seguramente porque no esperaba mucho. Es cine de Hollywood, cine de espectáculo, y evaluado desde ese punto de vista, es entretenida, está bien.

¿Sigues viviendo en Argentina? ¿Qué tal andan las cosas por allí tras la crisis?

Si , sigo viviendo en Argentina, en Rosario concretamente. La situación ahora está más tranquila, tenemos un presidente con apoyo popular, la gente confía en él. La gente sigue dolida, por supuesto, y pasará mucho tiempo hasta que la gente recupere la confianza en los bancos, por ejemplo. Es una situación muy dura, desde hace un año o año y medio se está levantando, pero la caída fue muy dura. Digamos que tenemos un clima tranquilo de reconstrucción.

No es común que un autor con posibilidades de trasladarse haya decidido quedarse ahí.

Pero era un momento de mucha locura para irse justo en ese momento. Creo que había que esperar a ver qué pasaba. Si, a veces evalúo venirme a vivir a Europa... pero ahora Argentina está mejor. De hecho hay otra ventaja para vivir allí... pero esa te la contaré después....

Hubo una época en la que no parecía un buen lugar para vivir, casi sois minoría los que os habéis quedado.

No te creas, allí quedamos bastante. Está Risso, está Olivetti en Buenos Aires, quedan un montón de dibujantes. Pero si que es cierto que se fueron unos cuantos, nos hemos partido. Irte tiene la desventaja de dejar a tu gente... vas a un lugar mucho más estable, pero echas de menos a los tuyos. Si te vas, te dejas algo, pero si te quedas también se pierde algo. Argentina fue un lugar horrible en la época del corralito, pero ahora se vive relativamente bien, por ejemplo en Italia también se vive una terrible corrupción, los argentinos somos un poco parecidos a los italianos.

¿Qué te parecen las comparaciones que se hacen entre tu trabajo y el de Risso?

Creo que nos comparan porque los dos somos de Rosario. Yo empecé como su asistente... él es muy viejo y yo muy joven, je je je. Bueno, puede ser que trabajando con él algo se me pegase, pero también he cogido cosas de gente que me encanta, como Mignola o Frazzetta, a lo mejor es eso, que coincidimos en gustos... La verdad es que de él aprendí muchísimas cosas.

¿Has pensado en algún proyecto propio en el que hagas guión y dibujos tu sólo?

Por supuesto, cuando empiezas aprender es una cosa que quieres hacer, aunque con el tiempo empiezas a valorar el trabajo en equipo. Uno cuando es joven quiere hacer todo y es algo que está pendiente

Ese gusanito que tienes siempre.... ¿no?

Si hay queda, pero para escribir para Estados Unidos, por ejemplo, tienes que tener un nivel de inglés que yo no tengo, por eso siempre dependeré de un escritor. Pero si, seguro que algo haré.

¿Y en Argentina?

En Argentina no hay edición. Hay underground, pero no hay una industria como en Francia, o como la que parece que empieza a volver a surgir en España.. o que ojalá volviera a surgir, sería buenísimo. En Argentina no puedes vivir de la historieta, por eso tuve que publicar fuera. Cuando yo empecé todavía había revistas de comic en Argentina y yo siempre quise ser dibujante para que lo que hago se venda en el quiosco y lo lea la gente de mi barrio, pero bueno, tuve que irme fuera, lo cual también tiene su encanto, llegar a otro país y  que te empiecen a conocer...

Hombre, a Argentina también llegarán los cómics que haces fuera

Si, pero no es lo mismo, los comics americanos no se venden en los quioscos de la calle como a mi me gustaría. Antes las revistas se vendían por la calle, ahora ya no.

¿Consideras que has hecho ya tu mejor trabajo o aun está por llegar?

No no, para nada. Por un lado porque soy bastante inconformista con mi trabajo, pero también porque por ejemplo, en Estados Unidos nunca tienes el tiempo suficiente para perfeccionar tu obra, tienes una fecha de entrega que cumplir por encima de todo-. La verdad es que eso hace el trabajo dinámico, no te quedas demasiado tiempo toqueteando el dibujo, pero a veces es necesario un poco más de tiempo, como el que tienen los autores de Francia, por ejemplo. Pero siempre hay hueco para mejorar, el mejor trabajo siempre es el que está por hacer.

¿Qué te ha parecido el Salón de Barcelona?

Me gusta que sea un salón específico para el cómic, que no haya otros temas, como en otros salones, que mezclan televisión o cine. Y es magnífico el trato que se le da a los autores, en el último salón en Argentina los autores casi no importaban, lo importante era vender.

¿Con qué guionista te gustaría trabajar?

Estoy muy contento con Azzarello. Lo elegiría. También estaría bien trabajar con Miller, que al ser también dibujante, pienso que nos entiende muy bien. Por supuesto con Alan Moore, como no. Pero si, con Miller sería buenísimo

¿Qué comics te gustan especialmente en la actualidad?

A mi me encanta descubrir gente nueva. Hace unos días me compré unos libros de Nicholas De Crecy, que me parecieron buenísimos. Todo lo que hace Mignola, todo lo que hace Miller. Y hay un chico nuevo que ha hecho muchas cosas en DC, Leinil Yu, que está evolucionando muy bien, Se nota que tiene muchas ganas y le pone mucho de lo que hace.

 

Es tu primer visita a Barcelona?

Si, la primera vez. Y me he sentido muy bien, me trataron espectacularmente bien.

¿Qué pregunta que no te hemos hecho te hubiese gustado que hubiésemos hecho?

Preguntas difíciles... sois unos entrevistadores duros.... yo creo que ha sido una entrevista muy completa, hemos hablado de casi todo.